Así fue jaleado Asirón en Pamplona con el grito «Jo ta ke» de apoyo a ETA: «¡Dale duro hasta vencer!»

, | 29 diciembre, 2023

OK DIARIO.- El nuevo alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, fue aclamado en el balcón del ayuntamiento de la ciudad con gritos de «Jo ta ke» (Dale duro hasta vencer), un lema utilizado por miembros de la banda terrorista ETA y su entorno social y político. Asirón llegó a la alcaldía tras haber prosperado la moción de censura que presentó Bildu con el apoyo del PSOE, pese a que los socialistas negaran en los últimos meses que fuesen a dar la alcaldía a la formación de Arnaldo Otegi.

Esta proclama fue cantada por los simpatizantes de Bildu que acudieron a la Plaza Consistorial de Pamplona para jalear a Asirón tras haber sido desbancada Cristina Ibarrola (UPN) de la alcaldía, a pesar de ser la lista más votada en las elecciones municipales del pasado 28 de mayo. Los mismos seguidores de la formación de Arnaldo Otegi también celebraron la moción de censura con una charanga.

UPN condenó estos gritos en las redes sociales y lamentó que Bildu no haya «renunciado a nada». «Ni meter asesinos en sus listas, ni a justificar atentados ni a homenajear a terroristas», advirtió la formación liderada por Javier Esparza. La formación de Otegi se presentó a las pasadas elecciones municipales con 44 personas personas condenadas por pertenecer a la banda terrorista ETA, 7 de ellas por el asesinato de 7 personas.

«‘Jo ta ke irabazi arte’, eso gritan los fascistas aberztales convocados por EH Bildu en la plaza del Ayuntamiento de Pamplona cuando Asirón sale al balcón con la vara de mando. Significa ‘dale duro hasta vencer’. Eso cantaba el mundo de ETA cada vez que los terroristas asesinaban. No han renunciado a nada: ni a meter asesinos en sus listas, ni a justificar atentados ni a homenajear a terroristas. El PSOE ha renunciado a todo. Pagará esta traición a la memoria y a la dignidad. Ya son lo mismo que EH Bildu. Pamplona no se vende», lamentó el partido de Javier Esparza.

«Jo ta ke» es el lema utilizado por los integrantes de la banda terrorista ETA, que lo han llegado a usar también durante sus juicios para rendir cuentas por sus crímenes de sangre. Los simpatizantes de Bildu que acudieron a la Plaza Consistorial de Pamplona utilizaron estas mismas proclamas de ETA para dar su apoyo a Joseba Asirón.

Lo gritó Txapote

Javier García Gaztelu, alías Txapote y ex jefe militar de ETA, utilizó este lema durante unos de sus juicios en la Audiencia Nacional, concretamente en abril de 2011 por el asesinato de dos guardias civiles en Sallent de Gállego (Huesca) el 20 de agosto de 2000. Entonó la expresión «Jo ta ke independentzia lortu arte» (Dando duro hasta conseguir la independencia).

Txapote es, posiblemente, el asesino más sanguinario de la banda terrorista ETA. Sobre su negro y sangriento curriculum pesan más de medio centenar de crímenes, entre ellos, los de Miguel Ángel Blanco o Fernando Múgica. Entró en la organización terrorista en la década de los 80, y comenzó su actividad criminal bajo el comando Donosti, uno de los más sanguinarios. Pero, no fue hasta la caída de José Javier Arizure, Kantauri, cuando se convirtió en jefe militar de la banda. Txapote, uno de los miembros del ala más radical de la banda terrorista, acumula más de 450 años de cárcel a sus espaldas, aunque como muy tarde, según establece la legislación española, saldrá libre sobre 2044, cuando cumpla tres cuartas partes de su condena.

Entre sus víctimas, directas o indirectas, están Fernando Buesa y su escolta, Jorge Díez Elorza, Fernando Mújica, Gregorio Ordóñez y los dos guardias civiles en Sallent de Gállego (Huesca).

También lo gritó Txeroki

Otro de los jefes sanguinarios de la banda terrorista ETA fue Garikoitz Aspiazu Rubina, alías Txeroki. Durante un juicio en julio de 2011 en la Audiencia Nacional, Txeroki se dirigió con el brazo en alto a otros etarras que estaban también presentes durante el juicio al grito de «Jo ta ke» (Dale duro hasta vencer). Se le juzgaba por intentar asesinar a la ex teniente de alcalde de Portugalete (Vizcaya) Esther Cabezudo. Fue sentenciado a 377 años de prisión.

Garikoitz Aspiazu Rubina comenzó a colaborar con el comando Vizcaya después de la tregua mantenida por la banda terrorista entre septiembre de 1998 y diciembre de 1999. Entre las acciones que se le atribuyen figura el asesinato del magistrado José María Lidón, su participación en los atentados contra los socialistas Eduardo Madina y de Esther Cabezudo, y contra dos guardias civiles en Capbreton (Francia).

Años después de la disolución de la banda terrorista ETA y de múltiples juicios a varios de sus miembros, los gritos de «Jo ta ke» se volvieron a escuchar este jueves en Pamplona tras salir adelante la moción de censura en Pamplona que hizo a Joseba Asirón (Bildu) nuevo alcalde de la ciudad.

HISTÓRICO

Enlaces internacionales