València borra definitivamente el franquismo de su callejero

| 4 febrero, 2019

J.L. OBRADOR. 20 MINUTOS.- Las 51 calles, plazas y avenidas de València que cambiaron de nombre en septiembre de 2017 para cumplir con la Ley de Memoria Histórica y eliminar los homenajes a personas o temáticas relacionadas con el franquismo empiezan a lucir sus nuevos y definitivos rótulos.

Una vez superado el periodo de un año de convivencia entre las dos denominaciones (la anterior y la nueva) anunciado por el Ayuntamiento para facilitar la adaptación, sobre todo a los comercios en lo que se refiere a cartelería y folletos, los operarios del servicio de Movilidad Sostenible han empezado a retirar estas placas y a instalar las nuevas, en las que, además de figurar el nuevo nombre de la vía, se incluye información adicional, como el barrio en el que se encuentra, fruto del nuevo diseño adoptado hace un año.

Tal y como pudo comprobar 20 minutos, este pasado sábado se cambiaron los rótulos en la avenida Amado Granell, aunque el domingo seguían instaladas las que incluyen las dos denominaciones en la céntrica avenida del Oeste. Este proceso se inició con el encargo de un informe al Aula de Historia y Memoria Democrática de la Universitat de València a instancias de la Concejalía de Patrimonio Cultural y Recursos Culturales. Esta entidad analizó los expedientes aprobados entre 1939 y 1979 y seleccionó aquellos dedicados a personalidades de la dictadura franquista que todavía permanecían en el callejero de València.

En mayo de 2017 se hizo público el listado, y un mes después, el Consell validó los cambios con la publicación de los mismos en el Diari Oficial de la Generalitat Valenciana (DOGV), entre los que se incluyen avenidas como la del Oeste (antes Barón de Cárcer), Amado Granell (General Urrutia) o calles como Félix del Río (Marco Merenciano), Jerónima Galés (General Barroso), Democracia (Castán Tobeñas) o el antiguo grupo Antonio Rueda, entre otros viales.

Los rótulos con la doble denominación han estado expuestos en las calles más tiempo del  anunciado en un primer momento por el Consistorio, que habló de un periodo de un año. Finalmente, los letreros con las dos denominaciones han lucido en las fachadas un año y cinco meses, ya que se colocaron en septiembre de 2017. La concejala de Cultura, Glòria Tello, afirmó en la presentación de esta iniciativa que los cambios perseguían que la ciudad saliera “de la ilegalidad” que en su opinión suponía no haber hecho efectivo el cumplimiento de la ley aprobada a finales de 2007 por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Consulta aquí más noticias de Valencia.

HISTÓRICO

Enlaces internacionales