Un candidato de la ultraderecha holandesa recula tras pedir la quema de mezquitas

| 9 enero, 2018

El aspirante a la Alcaldía de Utrecht se desdice pero insiste en que deben cerrarse los templos

ISABEL FERRER. EL PAÍS.- El candidato del partido ultraderechista holandés (el Partido de la Libertad, del líder populista Geert Wilders) a las elecciones locales en Utrecht, Henk Van Deún, se vio obligado a pedir disculpas este martes después de que declarara en un debate radiofónico que apoyaba la “quema de mezquitas” en el país. Van Deún más tarde rectificó en su cuenta de Twitter señalando que hablaba metafóricamente y repitió que quiere cerrarlas.

Durante la emisión en directo de un programa de Radio Utrecht, Van Deún dijo el lunes que prefería ver “la mezquita de Ulu quemada, en sentido figurado”, a que se convirtiera en un edificio emblemático. “Nosotros estamos en contra de las mezquitas en Holanda. No reconocemos el islam como un credo. Es una ideología, como el nazismo y, desde luego, no queremos nazismo en Holanda”, añadió el candidato. Minutos después, y en el curso del mismo programa, Van Deún añadió que se puede ofender a la gente siempre que el discurso se mantenga “dentro de la ley”.

 

La mezquita a la que se refiere el candidato se alza al oeste de Utrecht en la Plaza de la Mezquita, la primera de su nombre en todo el país. Inaugurada en 2016 y regida por la rama holandesa de Diyanet, la Dirección de Asuntos religiosos de Turquía, cuenta con una zona para vecinos de otros credos. La directiva del templo califica dicha sala de “única en el mundo”.

Después de las declaraciones, el moderador del debate ofreció al político que se retractase de su comentario pero el candidato se negó. El interlocutor de Van Deún en el programa era su futuro rival en las urnas, Mahmut Sungur, representante del partido pro-inmigración DENK, fundado en 2015 por dos exdiputados socialdemócratas de origen turco. 

Esta es la segunda polémica en la que el PVV se ve envuelto durante la campaña para las elecciones municipales en Holanda. La ultraderecha busca aumentar su presencia en un mayor número de Ayuntamientos para los comicios ya que solo está representado en los municipios de La Haya y Almere. El PVV quiere ampliar su radio de acción a otras seis ciudades, entre ellas Róterdam.

En Rotterdam, el candidato municipal del partido, Géza Hegedüs, fue destituido al día siguiente de su presentación oficial en diciembre al desvelarse sus contactos con grupos de ultraderecha, y porque proponía “una Holanda étnicamente pura”.

Enlaces internacionales