Un año de cárcel para los acusados del crimen del pintor indigente

, , | 3 marzo, 2018

EL PERIÓDICO.- El Juzgado de lo Penal número 3 de Las Palmas de Gran Canaria ha condenado a los tres jóvenes que embalaron con cinta adhesiva la cabeza de Carlos de Felipe Latorre, un zaragozano que se dedicaba a la venta ambulante de sus cuadros en la capital grancanaria. La víctima, de 47 años, murió el 11 de junio de 2015 al sufrir un infarto de miocardio a la entrada de las oficinas bancarias que usaba para pernoctar.

El magistrado Juan Gallego no considera acreditado que la acción de Pedro Airán Bolaños Manzano, Óscar Montesdeoca Santana y Aarón Domínguez Abreu estuviera relacionada con el infarto mortal, pero, tal y como publica el Diario de Las Palmas, el tribunal impone el año de prisión por un delito contra la integridad moral, tal y como solicitaba la Fiscalía que relacionó los hechos con un caso de aporofobia, esto es, de odio a los pobres o personas desfavorecidas. Los encausados se cruzaron en su camino de vuelta a casa con la víctima que dormía en la puerta de entrada de una sucursal bancaria, lugar en el que solía dormir. Los tres jóvenes se pusieron de acuerdo «para humillar y burlarse» de él por su «condición de indigente». Aarón Domínguez, como ejecutor de la voluntad de los tres cogió la cinta asilante y se lo enrrolló en la cabeza. Le ataron al colchón y a una botella.

Enlaces internacionales