Rotterdam suspende la barbacoa de carne de cerdo frente a una mezquita en pleno ramadán

| 8 junio, 2018

Un grupo islamófobo había convocado la parrillada con la autorización del alcalde y las quejas de los musulmanes

07/06/2018 El Periódico.- El movimiento xenófobo Patriotas Europeos contra la Islamización de Occidente (Pegida) en Holanda había convocado una barbacoa con carne de cerdo frente a una de las principales mezquitas turcas de Rotterdam, aprovechando la hora de romper el ayuno durante este mes de ramadán.

El alcalde de Rotterdam, el holandés Ahmed Aboutaleb, musulmán de origen marroquí, ha prohibido a últia hora esta manifestación islamófoba frente a la mezquita turca Laleli, prevista para las 22.00 horas de este jueves. Las autoridades turcas habían criticado a Aboutaleb por autorizar inicialmente esta protesta de Pegida, y el ministro turco de Exteriores, Omer Celik, la había calificado de “inmoral” y una “tragedia muy grave” al ocurrir durante el mes sagrado del ayuno islámico.

“El señor Aboutaleb, de familia musulmana, dice que organizar una manifestación es un derecho legal fundamental. Cualquier falta de respeto a mezquitasiglesias sinagogas es un crimen de odio“, agregó el ministro en un mensaje de Twitter.

En el 2015, con motivo del atentado contra la revista Charlie Hebdo, Aboutaleb mandó “al infierno” a los terroristas y se sumó a la campaña internacional de repulsa contra la intolerancia y el terror. “Me llamo Ahmed Aboutaleb, soy alcalde de Róterdam y Yo soy Charlie“, declaraba el dirigente. 

Vetos

Otros municipios, como La Haya, Utrecht, Gouda o Arnhem, decidieron prohibir las barbacoas frente a mezquitas, pero dieron a Pegida la opción de llevarlas a cabo en otros lugares de sus respectivas ciudades. En Utrecht el movimiento islamófobo recurrió a la Justicia esa prohibición, pero la Justicia de la ciudad falló a favor del municipio.

No es la primera vez que Aboutaleb es criticado por las autoridades turcas, ya que se negó el año pasado a autorizar un acto de campaña en el consulado turco en Rotterdam y más tarde ordenó la expulsión de varios diplomáticos y ministros de ese país que habían entrado sin autorización a Rotterdam para llevar a cabo un acto político prohibido por el ayuntamiento.

Una situación similar se produjo en abril del año pasado en Israel, cuando un grupo de jóvenes ultranacionalistas hebreos provocaron al centenar de presos palestinos que se habían declarado en huelga de hambre con una parrillada en los aledaños de la prisión. Incluso llegaron a emplear un ventilador para que el olor de la comida llegara al interior de los muros, hasta que la policía les desalojó del lugar. Durante aquellos días, miles de reclusos palestinos se sumaron a un ayuno pafra reclamr más derechos durante su condena. 

Enlaces internacionales