La Guardia Civil demuestra que los lobos solitarios no atentan por iniciativa propia

| 18 mayo, 2020

La Benemérita se apunta un gran éxito a nivel internacional en la lucha contra la yihad

J.M. ZULOAGA. LA RAZÓN.- La operación de la Guardia Civil en la que fue detenido, en Barcelona, el yihadista confeso Mohamed Yassin Amrani, rompe el mito de los actores “lobos” solitarios actúan por autoadoctrinamiento y que no forman parte de una red dirigida desde Siria. Todo lo contrario, hay individuos que los captan y los dirigen.

La acción antiterrorista de UCE2 del Servicio de Información (SIGC)de la Benemérita es una de las más importantes desarrolladas en los últimos tiempos y va a aportar datos relevantes, que serán utilizados por otros servicios antiterroristas.

Al haber conseguido una declaración del terrorista, con asistencia letrada y después ratificada ante el juez, se han podido conocer cómo Amrani se convirtió en “lobo solitario” bajo los dictados de miembros en activo de Daesh en Siria.

Fueron ellos los que le formaron en la confección de explosivos y le marcaron los objetivos contra los que tenía que atentar en Barcelona.

Tal y como se informa en esta misma web, Amrani había jurado lealtad a Daesh, por lo que puede ser considerado como un miembro activo de la organización terrorista.

En unos momentos en que la lucha yihadista es un asunto que ocupa seriales televisivos, la operación de la Guardia Civil ratifica que sólo el trabajo constante de investigación, la labor abnegada de los agentes, la profesionalidad para obtener testimonios de unos individuos que nunca quieren prestar declaración, es fundamental para combatir uno de los grandes peligros con los que se enfrenta occidente.

HISTÓRICO

Enlaces internacionales