Gitanos checos protestan contra declaraciones ofensivas del presidente Zeman

| 5 octubre, 2018

EFE.- El presidente checo, Milos Zeman, ha despertado indignación entre los gitanos de su país por declarar de forma reiterada, hoy en varias ocasiones, que el 90 por ciento de esa minoría no trabaja.

En la República Checa, “el 70 por ciento de los gitanos trabaja”, afirmó hoy la activista Monika Mihalickova, de la ONG pro derechos humanos ROMEA, en declaraciones al diario “Mladá Fronta Dnes”.

Mihalickova reaccionó así a las últimas declaraciones al respecto de Zeman, efectuadas al depositar hoy su voto para los comicios municipales y al Senado que se celebran este viernes y mañana.

 

 

“Yo tengo un gran respeto a los gitanos que trabajan. Por desgracia, sólo hay un 10 por ciento de ellos”, dijo el jefe del Estado, un euroescéptico que fue elegido como independiente y que es conocido por sus polémicos comentarios contra el multiculturalismo.

Horas antes, durante una rueda de prensa hoy con motivo de una exposición, Zeman dijo que los alcaldes de diversas localidades deprimidas del país le habían informado, durante una reciente visita, que “el 90 por ciento de los gitanos no trabaja en esos lugares”.

La semana pasada, el máximo mandatario visitó la región de Olomouc, al este país, donde glosó la vida de los gitanos durante el régimen comunista anterior (1948-1989) y afirmó que durante esas cuatro décadas los miembros de esta minoría “tenían obligación de trabajar”.

“Y la mayoría trabajaba con el pico y la pala, y los que se negaban eran considerados como personas que se avergonzaban de trabajar y se los metía en la cárcel”, señaló el presidente, que es conocido por sus manifestaciones polémicas y desencuentros con la prensa.

Estas declaraciones de Zeman han desatado en las redes sociales una aluvión de fotos de gitanos trabajando, así como comentarios críticos con el mandatario, una campaña a la que se han unido algunos europarlamentarios.

“Los gitanos trabajan y Zeman o es tonto o es un mentiroso, y debería disculparse”, dijo Stefan Pongo, un miembro de la minoría romaní, en una entrevista al influyente diario digital “Aktualne.cz”.

 

 

“No nos hace gracia que algunos digan que no trabajamos. Vamos a inundar Facebook con fotos del trabajo”, había advertido ya el martes en su cuenta de esa red social.

A la iniciativa de Pongo se han unido numerosas personas de dentro y fuera del país, sobre todo del Reino Unido, Irlanda y Alemania, que han publicado, en señal de apoyo, fotos de oficinistas, enfermeras, camareras, cocineros, vendedores, almacenistas y otras profesiones de etnia gitana. EFE

 

 

Enlaces internacionales